Qué son las flores de Bach

EDWARD BACH Y SU SISTEMA FLORAL

Las Flores de Bach son una serie de esencias naturales extraídas de flores cuyas propiedades curativas fueron descubiertas por el Dr. Edward Bach. Las Flores de Bach son un sistema inocuo, natural, sencillo y eficaz de sanación y autoayuda, cuyo objetivo es restablecer los equilibrios mentales, emocionales y espirituales del cuerpo. Estados como miedos, soledad, obsesión, desinterés, preocupación, desesperación, depresión…, pueden ser sanados a través de las flores de Bach. 


Bach Foundation Registered Coral Vegas Diez

Bach Foundation Registered BFRP ESP0215E

El Dr. Edward Bach era un gran investigador, además de médico y homeópata. Experimentó con diversas flores silvestres nativas de la región de Gales, en Gran Bretaña, de donde él era originario, hasta encontrar 38 remedios naturales,entre los años 1926 y 1934  cada uno con propiedades curativas para distintos problemas emocionales.

A estas 38 flores se les llaman Flores de Bach. Las Flores de Bach también reciben el nombre de esencias florales de Bach y de elixires florales de Bach. Su teoría era que las enfermedades físicas tienen un origen emocional, y que si los conflictos emocionales subsisten por mucho tiempo, la enfermedad del cuerpo empieza a aparecer; sin embargo, al restaurar el equilibrio emocional se resuelve la enfermedad física. Fue de esta forma que desarrolló la Terapia de las Emociones.

Después de más de 70 años, las Flores de Bach han sido probadas como un magnífico sistema para tratar los problemas físicos, mentales y emocionales de los seres vivos. Existen 38 remedios comprendidos en el sistema floral del Dr. Bach. Estos 38 remedios están compuestos por 34 flores silvestres y 3 flores de cultivo ( flores de plantas, arbustos o árboles). El último no es una flor, sino agua de manantial (Rock Water).

¿Qué son las esencias florales?

Las esencias florales son preparados líquidos de plantas potenciados que trasmiten la impronta característica o patrón etérico de una flor específica. Estos remedios notables expanden nuestra comprensión del cuidado de la salud, reconociendo la relación entre cuerpo y alma; así como la integración de los aspectos espirituales, mentales, emocionales y físicos del bienestar. Las esencias florales gozan de una reputación de ser a la vez muy efectivas y muy seguras de usar. No forman parte de la medicina bioquímica común, ya que sólo contienen rastros ínfimos de sustancias físicas. Más bien, pertenecen a un nuevo campo de remedios potenciados, que extraen su poder benéfico de las fuerzas vitales contenidas en las sustancias.

La esencia de una flor específica, se prepara prestando especial atención a los factores celestiales y ambientales, que ejercen influencia sobre la planta en el momento de florecer, y a los procedimientos rítmicos que aumentan las propiedades vitales de cada remedio de planta. Como los remedios contienen propiedades sutiles, su campo de acción primario va más allá de los estados fisiológicos del Ser.

Los remedios fueron diseñados para ayudar a transformar las emociones, actitudes o patrones de conducta que obstaculizan nuestro desarrollo o potencial plenos. La terapia floral se basa en el conocimiento de que el ser humano es un microcosmos en profunda relación con el macrocosmos de la Naturaleza. Los arquetipos que se encuentran en la psique humana, tienen su correlación sanadora con los arquetipos de las plantas que viven en la Naturaleza.

Las esencias florales no deben malinterpretarse como simples panaceas. Son instrumentos precisos que pueden usarse por terapeutas cualificados como soporte de una amplia gama de programas de cuidado de la salud, o en el hogar por usuarios conscientes e informados. Las esencias florales ejercen mejor su efecto benéfico como parte integral de un programa holístico de mejoramiento de la salud, que incluya ejercicio, una dieta equilibrada, la reducción del estrés, el desarrollo interior y el cuidado médico apropiado.

Las esencias florales y otras modalidades terapéuticas

Las esencias florales son famosas por la universalidad de su aplicación. Desde el año 1976 la Terapia Floral está reconocida por la O.M.S. Las esencias son utilizadas por miles de personas en diversas circunstancias, y como suplemento de muchas formas de cuidado de la salud. Como las esencias florales actúan en niveles fundamentales, aunque en forma no invasiva, pueden utilizarse simultáneamente a otras terapias de salud. Es más, el uso de esencias florales puede mejorar los resultados de otras prácticas terapéuticas, pues se dirigen a la resolución de temas psico-espirituales subyacentes a diversos problemas de salud.

Cómo funcionan las esencias florales

La flor posee una cualidad que está dada por la conformación electromagnética y lumínica, armónica de sus partículas, que al entrar en contacto con un campo energético en desarmonía, es capaz de armonizarlo. Actúa a niveles subatómicos por intercambios de luz, equilibrando y armonizando los flujos de energía de los campos energéticos a los que se les aplique su acción.

Como son tan sutiles sus efectos, éstos sólo actúan a niveles de los campos energéticos sutiles, y no de los densos y condensados como serían los órganos físicos. Sin embargo, al producir transformaciones de armonización de los campos electromagnéticos débiles humanos, y transformar las redes sutiles disarmónicas en flujos constantes y uniformes de energía, se evidencian efectos importantes en los estados emocionales de los humanos y animales, que puedan producir, por mecanismos humorales, cambios en el Sistema inmune (de defensa), y posteriormente en toda la materia densa, mejorando procesos orgánicos.

El cuerpo energético del paciente

Las esencias florales una vez incorporadas en el cuerpo, gracias a su característica vibracional, entran en contacto con el cuerpo energético del paciente y viajan por él a través de los meridianos de acupuntura, y se dirigen a los chakras y órganos energéticos, donde producirán su efecto, que se manifestará inicialmente en los estados emocionales, y posteriormente, y dentro de lo posible, en la materia (cuerpo físico). Los seres vivos tienen un campo electromagnético; dicho campo es un sistema de frecuencias muy sofisticado que, entre otras cosas, sostiene el correcto funcionamiento bioquímico, así como el equilibrio biológico y psíquico.

Según la interacción,( más o menos conflictiva con el entorno), estas frecuencias pueden ser alteradas y afectar, dependiendo del sector del campo electromagnético, al equilibrio mental, emocional o físico. Dado que el campo electromagnético es un conjunto de sectores intercomunicados, toda alteración de sectores de “alta frecuencia” (psiquismo, emoción) no restaurada, puede extenderse a sectores de frecuencia “media o baja”(funcional, físico) y viceversa; dicho de otro modo, la conflictividad en la interacción con el entorno desencadena alteración psicoemocional que de no resolverse, puede tener consecuencias somáticas; y/o la capacidad de asumir las alteraciones físicas puede extender el desequilibrio a nivel psicoemocional.

Red chenut flor de Bach- castaño rojo Terapia para la Mujer

Red Chetnut

La mayoría de las enfermedades de los seres vivos, exceptuando las accidentales y las congénitas, tienen un origen psicoemocional, especialmente en el hombre, debido a su complejo psiquismo y su frecuente dificultad de adaptación al entorno, dado su alto potencial de miedo. Un ejemplo de esta interrelación podría ser: una alteración emocional media-aguda (susto, enfado) puede alterar brevemente, frecuencias asociadas al sistema inmuno/endocrino y aumentar la fragilidad frente a gérmenes y manifestarse, días después, en un resfriado. Las esencias florales superponen “frecuencias armónicas” concretas a las pérdidas de frecuencia de sectores específicos del campo electromagnético, estimulando con ello la capacidad restauradora del propio sistema energético.

Las esencias florales tienen la capacidad vibracional de ayudar a restaurar especialmente los sectores de “alta frecuencia” (emocional) lo que trae como consecuencia, la armonización de la personalidad con el medio y el nivel esencial o mundo interno. Cuando la persona armoniza su mundo interno, en la mayoría de los casos, los síntomas concretos remiten o desaparecen.

Impatiens terapia para la Mujer

Impatiens

Cuando una persona por ejemplo siente miedo o tristeza, se dice que la vibración de esta emoción en el cuerpo está desequilibrada, es decir que no se emite a la frecuencia correcta. La vibración de la Flor de Bach, emite la frecuencia correcta de dicha emoción. Entonces, cada vez que tomas la Flor de Bach, tu cuerpo recibe la vibración correcta que tendría que sentir esta emoción (coraje y alegría) y hace que la persona vuelva por sí sola a regularse. Dicho de otra manera, el cuerpo ha perdido la frecuencia correcta de la emoción y crea en la persona un malestar emocional. Este cuerpo sólo necesita un pequeño estímulo con la vibración correcta para autorregularse e irse a un estado normal. Supongamos que tenemos una habitación oscura y queremos iluminarla. Para ello, nos disponemos a colocar luces diferentes en cantidades pequeñas (por ser tan sutiles), hasta iluminar toda la habitación y no nos ocupamos de tratar de sacar la oscuridad, pues eso sería imposible.

Las esencias pueden usarse sin riesgo, ya que no tienen acción bioquímica o principio activo y, por lo tanto, no son posibles sobredosis, efectos secundarios o dependencias. Las esencias florales son remedios vibracionales, no son medicamentos y no interactúan con ellos. Pueden ser usadas en cualquier edad, siendo especialmente eficaces en niños. Se pueden aplicar a cualquier ser vivo (plantas, animales). Y en caso de error en la elección de la flor que necesitamos, carecen de efectos indeseables , según corrobora la O.M.S. (Organización Mundial de la Salud). 

¿Cómo se utilizan las esencias florales?
Holly- Acebo flor de Bach terapia para la Mujer

Holly

Las esencias florales se toman en general por vía oral, a partir de un frasco gotero, colocando unas gotas directamente debajo de la lengua o en un poco de agua. Además de la administración oral, las esencias florales suelen ser bastante efectivas al absorberse a través de la piel en baños o aplicaciones tópicas como cremas o compresas. También en colirios para los ojos. 

Existen varios niveles de dilución en la preparación de esencias florales. La esencia madre se deriva de flores frescas depositadas en un recipiente de agua, preparadas en infusión con el sol matinal; o bien calentadas en el fuego, en el caso de algunas esencias inglesas. Para la esencia madre se utiliza en general el brandy como conservante. Esta infusión luego se diluye al nivel del concentrado o stock, y a veces a nivel del diluido dosificador. El nivel de dilución que se obtiene generalmente en el mercado, comercializado por las empresas que manufacturan esencias florales, es el concentrado o stock, aunque también se obtienen preparados pre-combinados de diluidos dosificadores.

Ventajas de la terapia floral

  • No causa adicción.   
  • Efecto permanente.
  • Se complementa con cualquier otra terapia.
  • Método 100% natural de producción de los remedios.
  • No tiene contraindicaciones con otros medicamentos.
  • Aplicación en adultos, niños, tercera edad, mujeres. embarazadas, animales y plantas.
  • No existe sobredosis.
  • Ayuda a restaurar la armonía interior de la persona.

Las esencias florales ayudan a aliviar o superar los síntomas físicos y los estados de ánimo actuales o los que persisten en el tiempo. Su aplicación abarca un amplio abanico de indicaciones, tanto psíquicas: depresiones, ansiedad, insomnio, trastornos de conducta y aprendizaje, estrés, agresividad, apatía, tristeza, miedos de todo tipo, timidez, indecisión fobias, dificultad en las relaciones, duelos, hiperactividad, falta de memoria, etc.; como físicas y funcionales: dolores de todo tipo, vértigos, problemas articulares, alergias, enfermedades reumáticas, trastornos de la alimentación, digestivos, musculares, hormonales, dermatológicos, sexuales, etc..

Asimismo, con los Remedios Florales se trabaja al mismo tiempo la evolución interior y el crecimiento personal, siendo esta la verdadera finalidad de las Terapias Florales.


Tras la muerte del Dr. Bach han ido naciendo otros sistemas que complementan en todos los ámbitos terapeúticos las insustituibles Flores de Bach; entre los sistemas más conocidos estarían las Flores de California, las de Bush (Australia), el sistema de Orquídeas, Mediterráneo, Alba y Damas Áureas, sistemas de flores con los cuales también trabajo en mis sesiones terapeúticas.

Coral Vegas Diez

Coral Vegas

Salamanca (España)

Contacta Conmigo

CRÉETE-CRÉATE
Sígueme